Ruta trashumante muy utilizada en tiempos de la Mesta, pues los rebaños se ahorraban tiempo y el pago del “portazgo” de la Calzada Romana del Puerto el Pico. Llamada Trocha Real desde principios del siglo XX, cuando fue acondicionada para acceder a las cumbres de Gredos y realizar las cacerías reales de cabra montés, protagonizadas por Alfonso XIII.

Puerto de CandeledaLAS GARGANTAS DEL SUR DE GREDOS
En esta parte del Macizo Central encontramos gargantas de gran belleza. Su marcada pendiente y sus torrenciales aguas, modelan profundas gargantas casi inaccesibles, que son refugio de especies vegetales relictas (seres de otra época con representación actual escasa) como el lora (Prunos Lusitánica).

LA GARGANTA DE SANTA MARÍA
Las aguas de la Garganta Lóbrega tras pasar bajo "La Puente del Puerto", se unen con las de la Garganta Blanca creando la impresionante Garganta de Santa María. Sus aguas torrenciales arrastran numerosos materiales, que chocan entre ellos tomando "cantos rodados", que vemos depositados en su cauce. Las corrientes rápidas y turbulentas mueven los cantos y estos, como si de un efecto de molino natural se tratara, erosionan su fondo rocoso creando redondos agujeros llamados "hoyas o marmitas de gigante".

LAS HIRUELAS (La Bajera, la de en medio y la Cimera)
A lo largo de la ruta encontramos importantes masas de roble melojo y pinares de pino resinero, así como "enebros de la miera", algunos centenarios. Entre las gargantas Blanca y Lóbrega atravesamos las 3 Hiruelas (rellanos en zonas de pendiente con pasto fresco para el ganado). La dureza del camino exige un gran esfuerzo recompensado con la belleza del paisaje destacando el Pico de la Mira (2.343 m.) a nuestra derecha y El Casquerazo a nuestra izquierda.

Identificación de la Ruta: PR-AV 46.
Longitud del recorrido: 14.734 m.
Desnivel: 1,571 m en prolongada pendiente.
Tiempo aproximado: 8 horas de ida.
Dificultad: Alta, debido a la longitud del recorrido.
Inicio: Candeleda (450 m).
Final: Las Cerradillas (2.021 m).

 

RECOMENDACIONES

Al planificar la excursión en la casa rural se ha de tener en cuenta el tiempo necesario para el camino de vuelta; la senda es larga y nuestras fuerzas limitadas. Lleva ropa, calzado y equipo de montaña adecuados (especialmente en las épocas más drías y con presencia de nieve).
Recuerda que no debes molestar a los animales ni destruir la vegetación. No dejes basura y no perturbes la tranquilidad. De este modo, ayudarás a la conservación de uno de los enclaves más bellos de la serranía de gredos.